Entradas

Los vehículos eléctricos de hidrógeno o “Fuel Cell Electric Vehicle” (FCEV) representan el siguiente salto tecnológico en la industria. Estos vehículo utilizan hidrógeno comprimido como combustible para generar energía eléctrica a través de un convertidor de energía de alta eficiencia, esto es, las celdas o pilas de combustible.

Fuente: BMW

Dentro de la celda o pila de combustible, se lleva a cabo un proceso denominado electrólisis inversa, donde el hidrógeno, proveniente del depósito del vehículo, y el oxígeno, proveniente del ambiente, reaccionan oxidando el hidrógeno que pierde los electrones convertidos en corriente eléctrica. Esta corriente, carga las baterías que proveen energía al motor eléctrico. Derivado de este proceso, se expulsa vapor de agua por el tubo de escape.

Esta tecnología tienen las ventajas de los vehículos eléctricos de la reducción de emisiones contaminantes y de ruido, así como las de los vehículos de combustión interna en relación a su proceso de recarga que puede durar hasta menos de 5 minutos.

Así, a pesar de las ventajas de este tipo de tecnología eléctrica, el costo y la escasez de puntos de recarga a nivel mundial, hacen que, hasta ahora, el número de vehículos sea bajo. Sin embargo, se han llevado a cabo varios pilotos y existen ya algunos vehículos para uso privado.

Fuente: Programa CUTE
Fuente: Programa CUTE

Conoce más sobre la tecnología: Coches de hidrógeno: todo lo que debe saber, Hydrogen mobility Europe , How do hydrogen fuel cell vehicles work? , Hydrogen cell vs. electric cars: What you need to know but couldn’t ask ,

Conoce más sobre los pilotos: Europa, Canadá, Costa Rica, Toyota

  • El presupuesto del proyecto es de USD $2 millones otorgados por el Fondo Verde del Clima.
  • Argentina, Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y Uruguay son los países que presentaron una propuesta con enfoque regional para el despliegue de la movilidad eléctrica en la región.

Ciudad de Panamá, 13 de febrero 2020. Durante los dos últimos días el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente de Uruguay (MVOTMA), junto a ONU Medio Ambiente y el Fondo Verde del Clima, realizaron el taller de lanzamiento y primera reunión del Comité Directivo del proyecto regional de preparación “Avanzando con un enfoque regional hacia la movilidad eléctrica en América Latina”.

Las jornadas tuvieron como propósito comenzar el trabajo conjunto hacia la implementación del proyecto, repasando los objetivos, los arreglos de implementación y el plan de trabajo con la participación de representantes de los países que desarrollarán la iniciativa: Argentina, Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Paraguay y Uruguay.

El proyecto fue presentado al FVC en 2019 a través del programa de preparación del Fondo Verde del Clima y destaca por su enfoque regional. Persigue impulsar y acelerar la transición hacia la movilidad eléctrica en la región y se enfoca principalmente en el transporte público de uso intensivo y en flotas de vehículos (como los taxis o vehículos estatales) eléctricos e híbridos. Para esto se han planteado tres objetivos claves:

  1. Fortalecer la capacidad regional para evaluar la tecnología de movilidad eléctrica en el contexto de estrategias más amplias de mitigación del cambio climático, como las Contribuciones Nacionalmente Determinadas bajo el Acuerdo de París.
  2. Mejorar las políticas públicas y modelos de negocio habilitantes para ampliar la adopción de la movilidad eléctrica.
  3. Fortalecer las estrategias de financiamiento climático y el portafolios de proyectos asociado.

La representante del Fondo Verde del Clima destacó el liderazgo de América Latina en materia de movilidad eléctrica. “América Latina es la única región a nivel mundial que ha logrado articularse para sacar un proyecto regional que encuentre soluciones comunes para un problema común, como lo es el transporte”, enfatizó la coordinadora para la región, Jessica Jacob.

“El enfoque regional para la búsqueda de soluciones y elementos habilitantes puede ser la clave para alcanzar un punto de inflexión en el despliegue masivo de la movilidad eléctrica en sus países. A pesar de que las emisiones se generan a nivel local, los impactos se expresan y repercuten a nivel regional”, destacó el director regional del Programa de Medio Ambiente de las Naciones Unidas para América Latina y el Caribe, Leo Heileman.

“Este proyecto permitirá a América Latina posicionarse como una región líder en movilidad eléctrica, aprovechando su matriz eléctrica renovable para aumentar la ambición en sus estrategias de largo plazo y sus próximas NDC para mitigar el cambio climático accediendo a financiamiento del FVC” sostuvo Ignacio Lorenzo, Director de Cambio Climático del MVOTMA al comenzar el encuentro.

Este proyecto tiene una duración de 24 meses y un presupuesto de USD $2 millones otorgados por el Fondo Verde del Clima y será implementado por ONU Medio Ambiente.

Items de portfolio